CRÓNICA | Naufragio del Madrid en Tallin: Real Madrid 2 – 4 Atlético de Madrid

Una crónica de: @luismanper

El Real Madrid ha comenzado la era Lopetegui de la peor manera posible, perdiendo su primera final internacional en 18 años curiosamente contra el mismo rival contra el que perdimos la última final nacional: el Atlético de Madrid, cuyas victorias tantas alegrías nos han dado entre ellos dos finales de Champions y dos eliminatorias de semifinales y cuartos de final respectivamente. Pero una pésima defensa ha regalado 4 goles a un Atlético de Madrid que ha explotado a la perfección sus armas que todos conocemos desde hace años.

Sacó Lopetegui en su primer partido oficial como entrenador del Real Madrid al once titular que todos esperábamos formado por Keylor Navas en portería, Carvajal y Marcelo en los laterales con Varane y Ramos como centrales, Casemiro como mediocentro defensivo flanqueado por Isco y Kroos, con Bale, Benzema y Asensio en la delantera.

El partido no pudo empezar peor pues apenas se llevaban 50 segundos cuando Diego Costa robó la cartera a Ramos tras un saque de banda, Varane no le encimó con fuerza y el brasileño clavó un estacazo sin apenas ángulo que entró por todo el poste de Keylor sin que el portero tico lo evitara, a partir de ese momento el Real Madrid intentó reaccionar dominando el balón y acercándose a la meta de Oblak, el primero que obligó al esloveno a demostrar porque es uno de los mejores porteros del mundo fue Asensio quien remató de tacón en el área pequeña obligando a Oblak a sacar una mano prodigiosa para evitar el empate, que llegó poco después por medio de Benzema quien cabeceó un centro sensacional quien desbordó magistralmente a Lucas Hernández para poner una asistencia magnífica que el delantero francés no desaprovechó.

Minutos más tarde Asensio pudo adelantar al Real Madrid en el marcador en dos ocasiones, en la primera su disparo salió lamiendo el poste y en la segunda no remató una espléndida asistencia de Bale cuando el mallorquín lo tenía todo a favor, por lo que se llegó al descanso con 1-1. La segunda mitad empezó con un dominio absoluto del Atleti, el cual a pesar de que apenas creaba peligro tenía el control del partido, en ese momento Lopetegui decidió sacar a Modric (quien no había sido titular por los pocos entrenamientos que lleva desde que volvió de vacaciones) en lugar de Asensio, y el croata empezó a recuperar el dominio del juego para el Real Madrid, hasta que en un córner un forcejeo entre Juanfran y Benzema acabó con el canterano blanco tocando el balón con la mano dentro del área, por lo que el árbitro no dudó en señalar penalti que transformó Ramos para colocar el 2-1 en el marcador.

A partir de ese momento, el Real Madrid parecía tener el control del partido pero el equipo empezó a descomponerse cuando se lesionó Casemiro, a quien se le notaba fuera de forma pero que da un equilibrio al equipo que muchas veces solo se aprecia cuando el mediocentro brasileño no está, Ceballos salió para sustituir al brasileño pero el mediocampista andaluz demostró que todavía le queda muy grande llevar el peso del juego del Real Madrid. Para colmo, Marcelo iba a hacer la idiotez que nos costó el partido cuando quiso evitar un saque de banda volviendo a dejar en el campo un balón que se iba por la línea lateral y que regaló a Juanfran quien se la dio a Correa que a su vez desbordó a 2 defensas para poner el pase de la muerte a Diego Costa quien no perdonó el empate y mandó el partido a la prórroga, de nada sirvió el cambio final de Lucas Vázquez por Isco porque ambos estuvieron igual de nulos durante los minutos que jugaron, únicamente hubo peligro en el minuto 93 cuando Marcelo intentó enmendar su grosero error que costó el empate, empalmando una media tijera en el área de Oblak pero el lateral brasileño estaba tan mal que acabó pegando una patada al aire.

La prórroga se convirtió en una tortura porque la verbena defensiva en la que se había convertido el equipo tras la lesión de Casemiro no iba a terminar en esa jugada, y a Ramos y Varane no les debió parecer suficiente los dos goles que ya habían regalado porque empezaron a pasarse el balón en la frontal del área, así que pasó lo que todos nos imginábamos cuando Thomas le robó el esférico a Varane y sirvió el balón a Vitolo para que pusiera un pase a la frontal del área donde fusiló Saúl, pero por si fuera poco tanto despropósito defensivo Carvajal se apuntó a la fiesta cuando dejó el balón muerto a Diego Costa, quien a su vez dejó solo a Koke frente a Keylor batiéndole el mediocampista madrileño con un suave toque con el interior ante el que nada pudo hacer el portero tico, a quien hoy han tirado 4 veces y han marcado 4 goles, quizá convendría acordarse de este dato si en los próximos partidos Courtois ocupa la portería blanca, nada más se vio en ataque a pesar del cambio de Borja Mayoral por Kroos, más allá de centros a la olla que la defensa atlética despejaba sin ningún problema y es que el empecinamiento de la directiva en negarse en fichar a un nueve puro, provoca absurdos como que cuando el último recurso es meter centros a la olla, no tengamos ningún rematador puro que los pueda aprovechar.

En definitiva, el Real Madrid ha perdido hoy el primer título de la temporada echando por la borda un partido que tenía controlado gracias a los groseros fallos defensivos de Marcelo, Ramos, Varane y Carvajal, todos ellos han vuelto muy tarde de sus vacaciones a causa del Mundial y han acusado su inactividad con fallos infantiles que nos han costado la final y que han dejado al equipo con las vergüenzas al aire, demostrando que  carece de alternativas ofensivas cuando un partido se complica y hay que remontar o cambiar el estilo de juego obligados por un resultado desfavorable, si después del esperpento de hoy la directiva no reacciona y ficha un delantero killer en condiciones, un mediocentro defensivo que supla con garantías a Casemiro y un defensa que pueda desempeñarse como central para cubrir las innumerables lesiones de Vallejo y que también pueda jugar como lateral izquierdo para dar descanso a Marcelo, el año pinta bastante negro según lo que hemos visto en el día de hoy en el que se nos ha escapado el primer título de la temporada. Esperemos que los que mandan arreglen el despróposito, ahora que aún estamos a tiempo de ponerle solución.


Imagenes: realmadrid.com
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.