CRONICA ARBITRAL | Atlético de Madrid vs Real Madrid | LaLiga | Jornada 23

Una crónica de: Nilo Campo Santos

Para poder calificar la labor arbitral de Estrada Fernández en el derby, tenemos que hacerlo desde el punto de vista de la suerte, y él no tuvo suerte. Y no tuvo suerte porque es un árbitro muy permisivo, un árbitro que, a pesar de que no le tiembla el pulso a la hora de sacar las tarjetas… pero las de color amarillo. Permite mucho el juego violento sin sacar la tarjeta roja, interpretándolo cómo juego temerario… pero lo que más permite es las protestas, el dejarse acorralar. Ayer se vio, en el minuto 1’ Griezmann se lo come y ni verbalmente lo advirtió. Ahí dejo escapar su autoridad.

Digo lo de la mala suerte porque en este partido se dio esa circunstancia. Demasiadas jugadas trascendentes en el encuentro. Y alguna por el desconocimiento de la prensa, los aficionados y los muchos anti-madridistas, esos que lo son antes que seguidores atléticos. Un ejemplo del desconocimiento es lo que escuche en las explicaciones del penalti a Vinicius, incluso las dadas por el autor, Giménez. Para el conocimiento de nuestros lectores, cuando hay dos acciones continuadas, siempre se señala la más grave. Y la más grave es la falta final de Giménez, que ya es dentro del área y, por consiguiente, penalti.

En cuatro ocasiones se ayuda del VAR a la hora de tomar su decisión final:

La primera en el minuto 24, el gol de Griezmann, que al principio había anulado por fuera de juego del delantero atlético, y que el VAR dice que no existía dicho fuera de juego por lo que el gol subió al marcador. Lo que se comió el VAR y Estrada Fernández, fue la clara falta de Correa a Vinicius.

La segunda intervención, también muy transcendental, fue determinar si la última falta de Giménez a Vinicius es dentro o fuera del área. Determinó que estaba dentro y por lo tanto fue penalti, cómo muy bien había señalado Estrada Fernández.

La tercera intervención fue para determinar que existía fuera de juego de Morata, como muy bien había señalado su asistente, después de permitir finalizar la jugada. A Benzema, en el partido anterior, no se lo permitieron.

La cuarta y última fue para decir que no había penalti de Casemiro a Morata. Lo que hay es una falta anterior de Giménez a Bale, que pienso que fue lo que señalaron.

Comentaba al principio que su peor apartado fue el disciplinario. No supo a tajar las protestas de los jugadores y banquillo local y, mucho menos supo cortar el juego brusco grave de algún jugador local. Hubo alguna entrada de roja directa que no supo ver o que no supo interpretar. Y todo a pesar de mostrar 10 tarjetas amarillas y una roja por doble amarilla. Por parte local: Simeone (20’, amarilla) Griezmann (23’, amarilla), Giménez (40’, amarilla), Lucas Hernández (57’, amarilla), Thomas (61’, amarilla), Morata (68’, amarilla), Saul (72’, amarilla) y Thomas (79’, amarilla). Por parte visitante: Lucas Vázquez (21’, amarilla), Reguilon (63’, amarilla) y Modric (65’, amarilla). Roja al local Thomas (79’) por doble amarilla.

El arbitraje de Estrada Fernández, Javier, en números:

 

 

At. De Madrid Real Madrid
Faltas 22 15
Fuera de juego 4 0
Saques de esquina 2 3
Tarjetas amarillas 8 3
Tarjetas rojas 1 0

Y estas las decisiones más influyentes de Estrada Fernández y su equipo:

Min. 1: Disparo fuera de Griezmann que se va fuera. El delantero atlético reclama que es saque de esquina, que el balón había rozado en los tacos de Kroos. Sus protestas bien merecían la tarjeta amarilla o, por lo menos, una advertencia verbal.

Min. 4: Arias llega muy forzado a despejar el balón, pero aprovecha para pisar en el tobillo a Reguilon. Si lo amonesta sería lo más justo. Los atléticos comenzaban desde el inicio a marcar terreno sin que el colegiado pusiera el listón alto, que es lo mejor para controlar y dominar el partido.

Min. 17: La falta de Casemiro a Correa, también marcando territorio, se llevó una advertencia, incluso la tarjeta amarilla era más justo.

Min. 20: Protestas de Simeone en la banda, el colegiado se le acerco y lo amonestó.

Min. 21: Las protestas del entrenador local surtieron efecto y Lucas Vázquez fue amonestado por una falta normalita dentro del área local a Lucas Hernández.

Min. 22: Primero hace falta Saul a Lucas Vázquez y luego lo remata por detrás Thomas, que debió de ser amonestado.

Min. 23: Ahora si es amonestado Griezmann por la falta temerario sobre Lucas Vázquez.

Min. 24: Se come una falta de Correa a Vinicius, al que incluso le da una patada en el interior del gemelo de su pierna derecha, que hace que el delantero brasileño no pueda continuar con el balón. Balón que controla Correa y da un pase a la espalda de la defensa madridista para que Griezmann marque el gol del empate a 1-1. El gol es anulado, en principio, por fuera de juego de Griezmann. Entra el VAR para analizar la jugada y determina que no existía la posición ilegal. Pero se come la falta de Correa a Vinicius, que es lo que le permite hacerse con la pelota.

Min. 30: La falta de Morata, otro jugador excesivamente revolucionado, a Carvajal era de tarjeta amarilla. Llega tarde y arrastra la pierna para golpear en el tobillo al lateral blanco. A estas alturas pienso que buscan demasiado los tobillos, que es una orden de vestuario atemorizar al rival. Pero el Madrid actual no se amilana ante nada y se adapta al juego propuesto en cada momento.

Min. 32: Correa llega tarde y golpea por detrás a Reguilon de forma temeraria. Le perdonó la tarjeta amarilla.

Min. 39: Uno de los lances más polémicos del encuentro. Vinicius se va de Giménez con un cambio de ritmo y busca entrar en el área, por la parte izquierda, libre de rivales enfrente. Giménez trata derribarlo antes de que penetre en el área, pero no logra derribarlo y, arrastrándose de rodillas logra derribarlo, pero ya dentro del área, cosa que le confirma Martínez Munuera, encargado del VAR, a Estrada. Penalti señalado y Ramos pone el 1-2 en el marcador. Están corriendo quejas de los atléticos, los culés y, en general, de los anti madridistas, y seguirán corriendo para tapar la realidad de la cuestión. El propio Giménez confirma el penalti a reconocer que hace la primera falta fuera del área y que luego hay contacto dentro, incluso, según sus propias palabras, con sus testículos. Como explicaba antes, cuando hay dos faltas continuadas siempre se señala la más grave. Huelga decir que esta es el penalti. El fallo fue de Giménez el no cometer una falta limpia en su primer lance, no haber podido derribarlo, que no continuara. Giménez vio la tarjeta amarilla por derribar al contrario sin opción de disputar el balón.

Min. 45: Otra falta que señala, pero se comió la tarjeta amarilla. Esta de Lemar a Carvajal.

Min. 46: Señala la falta de Morata a Carvajal y si lo hubiese amonestado sería lo más justo. Otra vez llega tarde pero no evita golpear a Carvajal.

Min. 50: Otra vez Correa se va sin ser amonestado, Nuevamente golpea por detrás al rival y ya llevaba varias.

Min. 55: Morata gana la espalda de Ramos, pero partiendo de fuera de juego como confirma el VAR. El gol fue anulado por fuera de juego.

Min. 57: Es amonestado Lucas Hernández por la entrada a Carvajal, al entender Estrada que es una acción temeraria. Se equivoca porque es una acción de juego brusco grave y era roja.

Min. 61: Otra entrada que Estrada entiende como temeraria y le mostró la tarjeta amarilla a Thomas. La entrada a Reguilon, afortunadamente no lo lesiono, es juego brusco y por lo tanto era más roja.

Min. 63: Reguilon llega tarde y golpea a Griezmann, por lo que fue amonestado justamente.

Min. 65: Hay una falta de Morata a Kroos que no señaló y el balón quedó para una contra rojiblanca. Modric se vio obligado en cortar el ataque prometedor en falta, por lo que fue amonestado,

Min. 66: Otro lance que las huestes rivales reclaman como un penalti de Casemiro a Morata. Hay que analizarlo desde el inicio. Un centro desde la izquierda hacía la derecha del área visitante y, Bale salta para despejarlo. Giménez salta, apoyándose en el hombro izquierdo del galés, al que desplaza hacia la derecha, y atropellándolo por la espalda, y así logra rematar él. El balón va para Morata, que le da en la mano y sale por la línea de fondo. Simultáneamente, Casemiro, antepone su pierna izquierda delante de las de Morata. Puede haber falta, el propio Casemiro reconoce que hay contacto, pero no es menos cierto que Morata se tira al sentir el contacto y ver que no tiene posibilidad de controlar la pelota, como reclaman los atléticos, y ser penalti. El VAR no lo considera penalti. Falta saber si es por considerar la falta anterior de Giménez o por observar que el contacto no es para ser el causante de su tira a la piscina.


Min. 68: Falta clara de Morata a Sergio Ramos que señala el asistente y pita el árbitro. Morata se encaró con el asistente y vio la tarjeta amarilla.

Min. 71: Saul comete una falta temeraria sobre Reguilon y fue amonestado justamente.

Min. 79: Entrada de Thomas, con los tacos al tobillo de Kroos, que el colegiado no duda en señalar y mostrarle la 2ª tarjeta amarilla y, por consiguiente, la roja. Realmente ya debió ser amonestado con la roja directa. La entrada no es temeraria, es juego brusco grave.

Min. 92: La entrada de Casemiro, con los tacos por delante, era de amonestación, pero se libró al conceder el árbitro la ley de la ventaja y luego señalar el final del encuentro antes de que se detuviera el juego. Así Casemiro se libró de una justa amonestación.

El Real Madrid continua con su etapa reina, y la continua con una demostración de poderío y solvencia. La confianza ha vuelto a los jugadores, jugadores que están demostrando su alto nivel, incluidos los Reguilón, Marcos Llorente, Ceballos y, especialmente, Vinicius. Solamente hay que echar un vistazo a lo que había en el banquillo: Keylor, Nacho, Ceballos, Asensio, Bale, Marcelo y Mariano, junto con los ausentes Llorente e Isco, para darse cuenta del poderío de la plantilla.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.