CRÓNICA | Enésimo ridículo: Real Madrid 2 – 2 Numancia

Una crónica de: @luismanper

La crisis que está atravesando el Real Madrid esta temporada se hace más profunda y preocupante en cada partido que pasa, y si en cada partido en el que el equipo da vergüenza ajena creemos que hemos tocado fondo, lo más deprimente es que en el siguiente partido vemos que el equipo puede caer más bajo aún y es verdaderamente desesperante ver como los chicos de Zidane repiten los mismos errores partido tras partido, pues el encuentro de hoy guarda muchas similitudes con el del pasado domingo en Vigo, pero por más charla que Zizou tenga con los jugadores, el equipo sigue demostrando una y otra vez los mismos fallos mientras que los suplentes siguen demostrando que están a mucho nivel de discutir la titularidad a los habituales, y para colmo, el propio Zidane tampoco aprende de sus errores y hoy ha tirado el partido con sus cambios defensivos y conservadores para aguantar el resultado a un Segunda División en el Bernabéu.

Este partido de horario tardío de día laborable y con una eliminatoria resuelta, era un mero trámite que sólo sirve para el enriquecimiento de los corruptos que pueblan la Federación, frío que se notaba en un Bernabéu semivacío con apenas 30000 espectadores en el que si no es por la artificial y postiza Grada de Animación se hubieran oído las conversaciones de los propios jugadores, Zidane afrontó este encuentro con un once repleto de suplentes formado por Kiko Casilla en portería, en el lateral derecho jugó Carvajal que fue el único titular habitual y en el izquierdo Theo Hernández, Nacho y Vallejo fueron los centrales, el mediocampo lo ocuparon Marcos Llorente, Kovacic y Ceballos y la parte de la arriba la formaron Asensio y Lucas caídos a la banda y Mayoral como nueve.

El Real Madrid empezó creando peligro por medio de Asensio, quien en el primer disparo chutó desde una esquina del área estrellando el balón en el lateral de la red, a continuación llegó el primer gol madridista gracias a uno de los escasos centros buenos desde el lateral que hemos visto últimamente y que Carvajal puso fantásticamente en la cabeza de Lucas Vázquez, para que el extremo gallego rematara totalmente solo y en el bote picado superase al portero marroquí del Numancia para poner el 1-0.

A partir de entonces el Real Madrid siguió dominando la posesión pero no creaba peligro pues cuando el balón llegaba a la frontal del área Ceballos y Asensio empezaban a dar pases cortos absurdos en vez de tirar a puerta, en una de esas ocasiones el mediocampista sevillano se plantó en la frontal del área, se dio la vuelta y empezó a recular hasta que perdió el balón y el Numancia aprovechó su pérdida para enlazar un contraataque perfecto que acabó en el empate del conjunto de Soria llevando el balón de área a área en apenas 4 toques, aprovechando el enésimo pasillo que deja el Real Madrid en el mediocampo en lo que va de temporada, parece ser que del ridículo que hizo el equipo en el Clásico previo a Navidad, los jugadores tampoco han aprendido absolutamente nada.

A la vuelta del descanso, Zidane sustituyó a Carvajal para dar entrada a Achraf en el primero de los cambios incomprensibles que el francés iba a realizar en el día de hoy, mientras tanto Asensio seguía creando peligro y uno de los centros laterales que puso, Borja Mayoral lo cabeceó para dejar el balón franco a Lucas Vázquez para que superara al portero marroquí del Numancia y pusiese el 2-1, a pesar de ir por delante en el marcador en una eliminatoria decidida el Real Madrid se fue replegando poco a poco y solamente los laterales llegaban con peligro pero tanto Theo como Achraf llegaban al área y ponían centros rasos que nadie acertaba a rematar, para colmo un jugadón precioso de Dani Ceballos con cola de vaca al estilo Romario incluida, acabó con un pase al punto de penalti del jugador andaluz en el que Nacho estorbó a Lucas Vázquez cuando el gallego llegaba con todo a favor para rematar, y es que hasta el ejemplar canterano y hoy capitán, ha dejado muchísimo que desear en este pésimo partido.

En ese momento llegaron los inexplicables cambios de Zidane que sólo consiguieron encerrar al equipo para buscar mantener el resultado a pesar de estar jugando contra un Segunda en el Bernabéu, en primer lugar quitó a Asensio que estaba siendo el jugador más activo del Real Madrid y quien más peligro generaba para dar entrada a Isco, que hizo lo que pudo pero no estuvo muy acertado, pero el auténtico esperpento llegó cuando Zidane decidió quitar a Borja Mayoral que aunque hoy no ha marcado no ha dejado de incordiar a la defensa numantina en todo el encuentro para dar entrada a Casemiro, en un cambio absolutamente incomprensible y muy amarrategui y cobarde. La entrada del brasileño en lugar de Mayoral provocó que el Real Madrid dejara de tener un delantero centro de referencia y solo consiguió encerrar al equipo en su área.

A partir de entonces el Numancia creaba cada vez más peligro, de hecho primero estuvo a punto de marcar en un barullo en el área que Kovacic interceptó pero después no iba a perdonar en un soberbio cabezazo con el que el exbilbaíno Guillermo remató de manera impecable un gran centro desde la banda para colocar el 2-2 en el marcador con el que iba a terminar el partido, pues el Real Madrid estaba tan desorganizado que ni siquiera volvió a acercarse al área rival y cuando iba a iniciar un contragolpe por medio de Isco en la última jugada del partido, el malagueño fue placado cuando se iba solo por un jugador rival que se ganó la expulsión… ojalá el Real Madrid hiciera lo mismo en otros momentos en los que necesita aguantar el resultado por encima de todo.

En definitiva, el Real Madrid sigue en un momento de forma espantoso y alarmante y como decía al principio lo más preocupante es que se repiten hasta la desesperación  errores como no sentenciar los partidos, replegarse cual equipo pequeño cuando la diferencia en el marcador es mínima como pasó ante el Celta y ha pasado hoy, y mientras tanto hay jugadores que muestran una sombra del rendimiento superlativo que exhibieron la temporada pasada cuando ganamos el doblete, por lo que si los jugadores no recuperan la dignidad y un estado de forma aceptable nos encaminamos irremediablemente a una temporada en blanco, pues como en la próxima eliminatoria copera, el próximo sábado en Liga ante el Villarreal o el futuro compromiso de Champions ante el PSG en el que nos jugaremos la temporada, sólo rindan a buen nivel 3 jugadores de 11 como hoy han sido Asensio, Vallejo y Lucas Vázquez, el repaso que nos dé un rival mucho más potente que el de hoy puede ser de los que hacen época.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.