CRÓNICA | EL OJO AL BLANCO | Muchas bajas y cero excusas: Real Madrid 99 – 85 Unicaja

Una crónica de: @Javirodespi planetacb

El Real Madrid dejó una tremenda impronta de superioridad ante Unicaja de Málaga al que venció por un rotundo 99-85 y donde demostró que, por lo menos en la competición doméstica, hay pocos equipos que puedan plantarle cara cuando juegan con la solidez de hoy.

Plantilla completa a efectos fichas

Tener un roster de dieciséis jugadores y que al final solo tengas doce para jugar, pues te quita el problema de hacer convocatorias, así las bajas de Randolph, Kuzmic, Llull y Thompkins nos deja la plantilla completa y todo ello porque la mala suerte de las lesiones pasó el jueves, si no, el bueno de Maciulis hubiera tenido que quedarse en la grada.

En honor a Kuzmic

Todos los jugadores del Real Madrid llevaron una camiseta en recuerdo de su compañero sergio Kuzmic con la leyenda en el pecho de “ánimo Kuzmic”, un bonito detalle unido al momento de la lucha contra el cáncer de mama así como el minuto de silencio en honor de los fallecidos por los incendios acaecidos en Portugal y Galicia, un comienzo emotivo para todo el WiZink Center.

Radoncic de cuatro

La salida del Madrid fue tan fulgurante como la sorpresa que nos llevamos de ver a Radoncic en el quinteto, como queriendo decir Laso, ¿Cómo que no tengo interiores? y a fe que la salida del quinteto blanco fue de auténtica revolución con Facu-Doncic de uno más carroll de alero y con Ayón + Radoncic de interiores. Todos ellos dieron una demostración de auténtica concentración saliendo en tromba y arrasando a un Unicaja que se encontrón con un 12-2 en tres minutos de juego.

Un ex-compañero matador

Todo tenía una pinta excepcional para el Real Madrid, sin embargo, dos cosas pararon la tremenda salida blanca, por un lado Gustavo Ayón que tuvo que retirarse por un golpe sufrido y que saltó todas las alarmas habidas y por haber, por fortuna, solo fue un susto y pudo volver a la cancha (eso sin contar sendos sustos también de Doncic y Causeur). Por otro, la salida de Dani Díez dio otro aire al Unicaja, encontrando mucho más huecos en entradas y metiendo tiros librados hasta el punto de ser el máximo anotador del equipo malacitano (7 puntos) y a poca distancia de Jaycee Carroll que ya tenía ganas de resarcirse como lo demostró con sus diez puntos anotados, todo ello nos dejó un marcador de 26-20.

Se quedaron cortas las fuerzas

Después del primer cuarto que vimos, lo acaecido en el segundo se nos quedó un poco corto, ambos equipos bajaron el pistón del ritmo y nos dejó un juego más rácano, con abuso del bote en general y sin demasiadas ideas en el ataque, en esas aguas el Unicaja se movió mejor ante un Real Madrid más fallón, cometiendo muy pronto las faltas para meterse en bonus y que solo nos dejó como dato más destacable, un pasar y cortar de toda la vida por Santiago Yusta en combinación con Ayón para dejar un marcador en el descanso de 45-40.

Un dormido Unicaja y un despierto Rudy

Tomarse un cuarto de descanso quizás un equipo como Unicaja se lo pueda permitir ante el Real Madrid, dos ya iban a ser demasiado, y eso fue justo lo que le pasó al equipo malagueño, completamente superado por un conjunto de Laso que salió a llevarse el partido y en el que dio entrada a un Rudy Fernández que no pisó pista en toda la primera mitad y en la que parece una graduación que le está viniendo de perlas, suyos fueron diez puntos anotados más buenas acciones ofensivas que unido al modo de Luka Doncic en estado de gracia, dejaron muy tocados al Unicaja y con el partido prácticamente terminado con un marcador de 76-56, para disfrute de la mayoría de las 8.540 almas que poblaba el WiZink Center.

Tiempo para el disfrute blanco

El partido no tuvo más historia que dejar pasar el tiempo y, sobre todo para disfrutar del espectáculo que da ver en la cancha a Luka Doncic o que los más jóvenes tuvieran minutos como son los casos de Radoncic y Yusta, pero, sobre todas las cosas, ver a un auténtico killer volver por sus fueros como es Jaycee Carroll con nada menos que 29 puntos anotados y una amenaza permanente desde cualquier lado.

Así terminamos hoy, con un rotundo marcador ante un equipo de Euroliga, pero no nos retrasamos mucho que volvemos el martes, poco más de 48 horas para enfrentarse a otro Euroliga, el Milan espera a las 21 horas.

 

Deja un comentario