La Liga de Zidane: Una Liga incontestable I

Un articulo de: @luismanper

El Real Madrid está celebrando la recién ganada Liga número 33 de su palmarés histórico, con un dominio casi total desde el comienzo de una Liga en la que han marcado en todos los partidos y en la que ha sumado más puntos de visitante que de local, en esta trigésimotercera Liga el Real Madrid completó una primera vuelta casi invicto, hasta que perdió contra el Sevilla en el descuento ya en pleno mes de enero y solamente ha cedido el liderato al Barça en 2 jornadas de marzo y tras perder el Clásico del 23 de abril, en la que el equipo azulgrana nos empató a puntos y se puso como líder al ganarnos el golaverage, pero al tener un partido menos recuperamos el liderato la semana pasada en Vigo para rubricar la Liga en la Rosaleda. Repasemos las 38 jornadas ligueras:

Tras ganar la Supercopa de Europa ante el Sevilla a la épica, empatando Sergio Ramos en el 93 y marcando Carvajal el gol de la victoria en el 119 de la prórroga, llegó la primera jornada de Liga debutando con un 0-3 en Anoeta, que se inclinó rápidamente gracias a un gol de Bale en los primeros minutos, pero que será recordado debido a una preciosa vaselina de Asensio que significó el 0-2, el extremo mallorquín ya había marcado otro impresionante golazo al Sevilla en la final de la Supercopa de Europa, una semana más tarde en el primer partido en el Bernabéu de la temporada recibimos al Celta ganando por 2-1 con gol de Kroos cerca del final, empezando esa tendencia a tirar de épica a la que tanto nos han habituado los jugadores esta temporada.

A continuación llegó el primer parón de selecciones y a la vuelta del mismo, goleamos a Osasuna en el Bernabéu con un vistoso 5-2 donde Kiko Casilla paró un penalti y que supuso el regreso de Cristiano Ronaldo y Benzema que venían arrastrando lesiones producidas en el verano, el francés en la cadera y el portugués en la rodilla debido a una entrada salvaje de Payet en la final de la Eurocopa, pero la cruz con las lesiones no había hecho más que empezar y en el partido liguero siguiente jugado en Cornellá en el que ganamos 0-2, perdimos a Casemiro para 3 meses por una dura entrada de Diop… en la que acabó siendo amonestado el centrocampista brasileño.

Después llegaría el primer bache de juego de la temporada con tres empates consecutivos, el primero fue en casa contra el Villarreal que nos marcó de penalti tras sendos fallos de Varane y Ramos y que el propio Ramos enmendó con un inapelable cabezazo tan típico suyo, el segundo fue en el campo de Las Palmas, equipo que por aquel entonces llegaba lanzado donde el Real Madrid empezó perdiendo, le remontaron y no fue capaz de aguantar el resultado empatándonos al final en una desafortunada jugada llena de rebotes, y el tercer empate seguido llegó en uno de los peores partidos de la temporada en el Bernabéu frente al Éibar en el regreso a la titularidad de Keylor Navas, en ese partido el Real Madrid empezó ganando, se durmió como suele hacer y cuando le empataron no fue capaz de marcarle un solo gol al Éibar. Poco antes se había conocido que Luka Modric había tenido que pasar por el quirófano debido a unos problemas de rodilla que le tuvieron fuera del equipo mes y medio.

Le vino bien al equipo el segundo parón de selecciones de la temporada a pesar de perder a Sergio Ramos para mes y medio debido a un esguince de rodilla, porque 2 semanas después del empate con el Éibar, el Real Madrid visitó el Villamarín goleando al Betis por 1-6 en un partido decantado desde que marcó Varane a los 2 minutos. En la siguiente jornada el equipo recibió en el Bernabéu al Athletic de Bilbao ganando por 2-1 en un partido dónde las sensaciones del equipo dejaron mucho que desear, sin embargo una semana más tarde el Real Madrid volvería a golear fuera de casa esta vez a un Alavés que venía de empatar en el Calderón y de dar la sorpresa en el Nou Camp, sin embargo Cristiano le endosó un hak-trick y Morata un gol de bonita vaselina para firmar el 1-4 en el marcador, y es que otro síntoma común que nos ha ofrecido el Real Madrid esta temporada es dar mucha mejor imagen en los partidos disputados fuera de casa. La primera semana de noviembre el equipo recibía en el Bernabéu al Leganés por primera vez en la historia, al que venció por 3-0 sin excesivas complicaciones en un partido cuya única noticia a destacar fue la lesión en el quinto metatarsiano de Kroos.

En el siguiente parón de selecciones, el Real Madrid perdió por lesión a Morata que arriesgó innecesariamente en un partido de la selección española en Wembley, y que se perdió el derbi contra el Atleti en el que el equipo solventó su último partido liguero en el Calderón con un hak-trick incontestable de Cristiano Ronaldo y una exhibición de juego de Isco y Modric, también Nacho y Varane cuajaron una actuación sobresaliente, ya que tuvieron que suplir a los teóricos titulares Ramos y Pepe, sin embargo la semana siguiente el equipo volvió a mostrar su peor cara en el Bernabéu donde ganó por 2-1 al Sporting de Gijón… y porque los asturianos mandaron un penalti a las nubes.

En la siguiente jornada se jugó el Clásico que empatamos a 1, donde Clos Gómez dejaría su huella perdonando 3 penaltis claros en contra del Barça, uno escandaloso de Mascherano a Lucas Vázquez, otro por agarrón de Rakitic a Cristiano y otro por mano de Piqué tras un tacón de Benzema, finalmente el Barça se adelantó con un gol en ajustadísimo fuera de juego de Luis Suárez y el Real Madrid tuvo que tirar de épica, para empatar en el 93 por medio de otro de los cabezazos de Sergio Ramos que quedarán para la historia. Finalmente, el Real Madrid cerró el año 2016 recibiendo al Depor en el Bernabéu, en un partido que el equipo creía controlado cuando se adelantó en el marcador, pero en 2 chispazos de nuestro excanterano Joselu, el Dépor dio la vuelta al partido en el segundo tiempo y por enésima tocaba tirar de épica… y esta no falló ya que primero empató el partido un remate de Mariano más con el hombro con la cabeza y finalmente otro cabezazo salvador de Sergio Ramos en el descuento, volvieron a voltear el marcador colocando el 3-2. El partido que tocaba jugar en Mestalla en la última jornada del año se aplazó a febrero, pues el Real Madrid tenía que disputar en Japón el Mundial de Clubes, que también acabaría ganando.

El primer partido del 2017 el Real Madrid recibió al Granada a quien goleó sin problemas por 5-0, en un encuentro que la directiva del club aprovechó para homenajear a Cristiano Ronaldo, quien en diciembre había recibido su cuarto Balón de Oro y que los presentó al público del Bernabéu acompañado del presidente de honor Paco Gento y de todos los madridistas vivos que habían ganado alguna vez el Balón de Oro, es decir, Owen, Ronaldo Nazario, Figo, el míster Zidane y el tristemente fallecido Raymond Kopa que moriría poco tiempo después. En el siguiente partido liguero el Real Madrid fue derrotado por primera vez en esta temporada, en el partido disputado en el Sánchez Pizjuán dónde el Real Madrid se adelantó con gol de penalti de Cristiano cometido sobre Carvajal, pero que vio como el Sevilla le remontaba con 2 chispazos de Jovetic en los últimos minutos, especialmente doloroso fue el trallazo lejano que supuso el 2-1 ya en el descuento, pues Keylor estaba mal colocado y pudo hacer mucho más para evitar ese gol. Por último, el equipo cerraría la primera vuelta ganando por 2-1 al Málaga en el Bernabéu con 2 goles de cabeza de Sergio Ramos en el que pareció estar ligeramente adelantado en ambos tantos.

 

Deja un comentario