Una generación de perdedores

Una articulo de: @herrero33

Supongo que cuando jugadores afamados como actores de Broadway, que llevan casi una decada en el club, ganan una liga de siete posibles y el presidente los renueva y los premia por esa hazaña y ese bagaje de títulos inexistentes, la conclusión final es que los protagonistas de la obra son unos perdedores al igual que el productor de la misma, don Florentino Pérez.

Al final la representación, es un fracaso temporada tras temporada. Traes a los directores mas aclamados y de mas prestigio, como Mou o Ancelotti, sendos campeones de Europa, pero los actores que tienen son los mismos. Y al final de la temporada prescindes de los directores y continuas con los mismos actores endiosados y egolatras.

Supongo que para llegar a donde estamos, en una entidad sin rumbo, con un equipo sin alma, podriamos retroceder al pasado y es que hay una cosa que nunca falla, cuando las cosas se hacen mal el resultado es el actual. La decima enterro momentaneamente a los muertos que habia en el armario, pero estos han vuelto a salir cual capitulo de serie zombi-apocaliptica, porque el club sigue podrido de arriba a abajo, vive en un bucle de incompetencias continuo.

Si tu das poder a jugadores que no ganan nada y te cargas a los entrenadores, la llave del club la tienen los que saltan al campo, porque Florentino les da el poder y barra libre para campar a sus anchas en el club. El presidente es quien renueva a Sergio Ramos despues de un verano de chantajes, renueva a un jugador que ademas es capitán y que cada vez que perdemos se permite el lujo de decirnos que “Hemos salido sin intensidad” y que en vez de defender a un compañero al que han ofendido como Álvaro Arbeloa, dice que admira al que ofende a su compañero de vestuario. Pues ese es el capitán de nuestro equipo, un jugador que se cree Beckenbauer y jornada a jornada hace pifias y concesiones al rival como si fuera un juvenil. Este es el que Florentino ha renovado. Un tipo que no se cansa de tirar pulsos a los entrenadores y que sabe que los va a ganar porque su presidente se acobarda ante el piperio y la prensa.

Esta es la hoja de ruta de una generación de perdedores con un presidente al que no parece que le importe demasiado no conseguir llenar las vitrinas de titulos. Parafraseando al gran Julio Iglesias “la vida sigue igual” y el Madrid de nuevo va camino de una decada sin apenas títulos en las vitrinas, pero oye somos los numeros 1 en Forbes.

Asi que solo nos queda esperar que todo esto acabe y que algun día volvamos a ser el Madrid de verdad, el que compite por todo y gana títulos. El club mas grande de la historia del futbol, gracias entre otras cosas a gente que se dejaba el alma en el campo, sangre, sudor y lágrimas. Jugadores que sintieron el escudo y que lo defendierón con valor y coraje. Ellos nos hicierón grandes. Los actuales tienen todavia mucha historia por hacer y mucho que aprender de los que hicierón de este club el mas grande del mundo.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.